El Chonchón Cabezas voladoras de los brujos

El Chonchón es una cabeza voladora que se aparece generalmente en zonas rurales. Se cree que esta cabeza pertenece a un brujo que se la habría desprendido aplicándose un ungüento en el cuello y que ademas le haría crecer sus orejas a modo de alas para poder volar.

Mostrar Contenidos

¿Cual es el origen del Chonchón?

El Chonchón es originario de la cultura mapuche pero también se encuentra muy arraigado en el folklore chilote donde se le conoce por diferentes nombres como:
* Chaihue * Chuncho * Chucho * Chuchu

¿Como el brujo se convierte en un Chonchón?

En primer lugar, siempre sucede por la noche, estando el brujo recostado en la cama.
Tras haberse aplicado previamente por alrededor del cuello unos extraños ungüentos que le permitirían al brujo desprender su cabeza del cuerpo. Para luego dar paso al crecimiento de las orejas que le servirían para utilizarlas a modo de alas para poder volar.

El chonchón volando

¿Por qué el brujo se convierte en un Chonchón?

El brujo se convierte en un Chonchón para poder asistir a los cónclaves en las cuevas de los brujos, como también para desplazarse libremente por los cielos.

Antes de remontar el vuelo, debe pronunciar “Sin Dios ni Santa María”, es ahí cuando el Chonchón está listo para surcar las gélidas y oscuras noches del sur de Chile.

Cabe destacar que la entrada a la cueva se encuentra custodiada por el Imbunche, el cual solo le permitirá el paso a los brujos que se encuentren en la condición de Chonchón, ya que la abertura de la cueva solo permite el paso de la cabeza solamente.

¿Que hacer si te encuentras con el Chonchón?

Si te encuentras al Chonchón revoloteando en las cercanías, si te atreves, puedes conocer al brujo en su forma humana, sólo debes gritarle: “¡Ven mañana por sal!”.

Verás que al día siguiente aparecerá una persona en tu casa, reclamando la sal y por nada del mundo se la deberás negar.

A unas jóvenes que habían llamado al Chonchón: al día siguiente se les presentó ante ellas un hombre anciano, pequeño y muy delgado exigiendo su sal, cuando se la dieron les llamó la atención diciéndoles : “No se vuelvan a burlar de la gente pasajera”.

A otras personas se les presentó a almorzar un caballero muy elegante que se echó el salero al bolsillo y se despidió cortésmente.

Sólo como advertencia, no le ofrezcas obsequios, pues como se ha comprobado, vuelve en su forma humana a reclamarlos y hasta hoy en día, no se sabe que sucede si se lo niegas.

Invitar al Chonchón a comer a la casa

Algunas personas aseguran haber invitado al Chonchón a comer a su casa, con la finalidad de obtener algún favor del brujo. Si tu quieres pedirle algo al brujo, esa misma noche cuando te encuentres con el Chonchón, debes de invitarlo a desayunar a tu casa. Y en esa misma noche, deberás dejar todo preparado para recibir a tu invitado a la mañana siguiente.

Muy temprano al amanecer, aparecerá un misterioso hombre frente a tu puerta reclamando tu invitación. Por lo cual, tendrás que atenderlo como tu huésped durante esa jornada.

El brujo viene a desayunar a tu casa

Puedes aprovechar tu tiempo con él para preguntarle cosas sobre tu destino o que te de algún consejo y él te los dará sin problemas, ya que estará muy agradecido por la invitación. Pero recuerda, no te pases de la raya.

Una vez que tu huésped termine su merienda, se retirará y no lo volverás a ver jamás.

Hay quienes se aventuran a ir más allá y le tienden una trampa mágica al brujo, el cual consiste en dibujar por debajo de cada una de las sillas, el sello de Salomón, utilizando la sangre de un animal.

Hexagrama de Salomon

Una vez que tu invitado se siente en el comedor, verás que comenzará a sentirse incómodo, a sudar y a comportarse de manera muy errática, hasta que finalmente se desvanecerá y no lo volverás a ver jamás.

Existe una variante de este ritual que sugiere el uso de una tijera abierta en lugar del sello de Salomón, pero eso no tiene fundamento alguno, ya que es justamente el hexagrama lo que utilizaba el rey Salomón para expulsar a los demonios.

Pero te advierto, que si por temor decides declinar tu invitación cuando el brujo llegue a tu casa, tenlo por seguro de que el Chonchón te acechará por varios días, haciendo que cada integrante de tu familia muera de extrañas enfermedades, llevándose consigo cada una sus almas.

¿Como hacer caer al Chonchón?

Para derribar al Chonchón, es necesario realizar trampas mágicas que lo debilitan y lo hacen precipitarse al suelo. La forma mas sencilla sería recitar la oración de San Cipriano:

“San Cipriano va para arriba. San Cipriano va para abajo, sosteniendo una vela del buen morir” 

Esto hace que el Chonchón caiga aleteando y dando vueltas sobre el suelo.

Grimorio de San Cipriano

Por nada del mundo intentes atraparlo ni mucho menos permitas que vea tu cara, ya que una vez que el Chonchón caiga al suelo, comenzará a chillar para que otros brujos acudan a su llamado de auxilio.

¿Como matar al Chonchón?

Para matar al Chonchón, antesque nada, debes tener claro de que es una tarea muy peligrosa y debes estar muy seguro de lo que estás haciendo.
Primero, debes dibujar en el suelo el hexagrama de Salomón y en el centro se debe enterrar un cuchillo con la punta hacia arriba. Luego de eso, recitas la oración de San Cipriano y la cabeza del brujo se precipitará sobre el sello y morirá clavado en el puñal.